dilluns, 22 de juny de 2015

Aprendizajes prácticos

¿Cómo se esquila una oveja?
Parece algo sencillo, fácil y más con las máquinas de hoy en día. Pero en realidad es un trabajo duro, no porque suponga esfuerzo, sino porque cuando no sabes hacer una cosa y la haces por primera vez no sirve de mucho la teoría, es la práctica la que enseña. Aunque no haya un interés comercial o necesidad de vender la lana, las ovejas hay que esquilarlas, pues en verano sufren de calor. Así que lo primero que hicimos fue informarnos, leímos sobre la esquila, visualizamos vídeos, compramos una máquina y con la ayuda de un vecino nos pusimos mano a la obra… La oveja se mostró dócil, en ningún momento protestó y eso que estuvimos casi una hora molestándola, al final el resultado no ha sido tan malo, aunque un esquilador profesional tarda menos de cinco minutos para esquilarlas… la práctica hace el maestro.